Las luces en el interior de tu hogar no sólo son esenciales para poder desarrollar tus actividades diarias, sino que también tienen el poder de cambiar por completo el aspecto de un espacio; todo depende de dónde y cómo las ubiques, y del uso que tengan.

Durante estos días de resguardo, aprovecha para revisar cómo están iluminados tus espacios en casa y haz las modificaciones necesarias para lograr ambientes cálidos, acogedores, relajantes, brillantes y/o estimulantes. Existen muchas lámparas que pueden ayudarte. Signify, líder en iluminación, te comparte algunos tipspara seleccionar el mejor modelo.

Cocina

Los aficionados de la cocina saben que para este arte no hay nada más importante que una luz brillante. Para disfrutarla, la mejor opción son lámparas colgantes que iluminen de manera uniforme y no produzcan reflejos. Lo ideal es una luz blanca neutra, que te ayude a concentrarte y relajarte. Así todas tus preparaciones estarán aderezadas con buena energía.

Sala

La sala es el corazón del hogar, el espacio ideal para tener un tiempo de entrenamiento con tu familia o amigos, ver televisión, trabajar, descansar y hacer muchas cosas más. Coloca una lámpara colgante que no sólo ofrezca luminosidad, sino que también añada un toque de elegancia moderna, con la luz encendida o apagada. Toma en cuenta que, si tu sala tiene mobiliario claro, necesitará menos luz que si fuera mobiliario oscuro.

También, puedes complementar tu sala con: 

Lámparas de mesa, en los alféizares de las ventanas, libreros o repisas.

Lámparas de piso cerca del sofá o sillón individual. Te ayudarán a enfocarte en tu libro favorito, por ejemplo.

Lámparas de pared para combinar con espejos o resaltar pinturas y esculturas.

Habitación

No es sólo ese lugar para dormir, también es tu refugio personal donde puedes relajarte, ver televisión, cambiarte de ropa, etc. Es todo un santuario que requiere iluminación suave y cálida para acompañarte desde que despiertas. Una lámpara de techo es ideal para este espacio, te ayudará a crear una atmósfera acogedora. 

Baño

Si hay un espacio que nunca es el mismo, es el baño. Por la mañana, es el lugar donde te preparas antes de salir al trabajo o a tus actividades diarias. Por la noche, se convierte en un oasis de bienestar, en el que puedes disfrutar de una ducha relajante. Aquí lo ideal son luces de techo y lámparas de pared que te proporcionen iluminación general. Además, puedes agregar luces al espejo, arriba o en ambos lados.

Con estos artículos en diferentes espacios de tu casa, descubrirás que la iluminación ocupa un rol importante al momento de transmitir sensaciones, de decorar y se vuelve un gran aliado para facilitar el desarrollo de tus actividades -sobre todo en estos días-. Considera también agregar aquellos focos que puedes controlar desde tu celular y que cuentan con muchas más opciones de colores y funciones.

¡Atrévete a darle un look & feel diferente a tu hogar! ¡Tu imaginación es el límite!