Misión mágica para mamá

Desde que estaba chiquita, recuerdo que la comida era a veces una misión imposible para mi mamá, puesto que como yo estaba muy consentida, era súper difícil lograr que me comiera algo sin que me obligara. Entonces, eso que era…

Un blog de